Koi Cha no Osahou

Manga & Anime >


BL >


Tea for Two

      Koi Cha no Osahou, que en Estados Unidos se publicó con el título Tea for Two, es el primer manga largo de Yaya Sakuragi, una de las autoras del género BL más conocidas y seguidas en Japón y muy popular también en Occidente, y el primero de una serie de mangas ubicados en el mismo universo que comparten personajes en común.

     INFORMACIÓN BÁSICA

Título Original: Koi Cha no Osahou
Autora: Yaya Sakuragi
Revista: Asuka Ciel
Editorial: Kadokawa Shoten
Géneros: Romance
Año/s: 2003-2006
Tomos: 4
¿Publicado/publicándose en España?: No
Publicado en: Estados Unidos, Alemania


Valoración: 8/10

     ARGUMENTO

     Tokumaru Madoka es un manazas que siempre está rompiendo las cosas de su hermana Nagomi, así que esta, harta, le obliga a unirse al Club de la Ceremonia del Té para que aprenda un poco de autocontrol; Tokumaru acepta a regañadientes. El presidente del club es Kazuma Hasune, un chico calmado, estricto y muy adulto para su edad. Tokumaru y Hasune son muy distintos, pero no pueden negar que se gustan. Hasune será el que dé el primer paso, y Tokumaru, cuando le ofrezcan apuntarse al equipo de béisbol y contemple por primera vez la idea de dejar de ver a Hasune también será consciente de su atracción por el otro chico. A partir de ese momento su relación irá avanzando y superando toda clase de obstáculos, a medida que empiezan a pensar en un futuro que a priori parece incompatible con su romance.


     HOTEL TRAFFIC

     Hotel Traffic es una historia corta que no llega a veinte páginas que se publicó aparte de la serie regular y que no está recopilada en ninguno de los tomos que conforman el manga, algo más explícita que la serie en sí. Estaría ubicada entorno al segundo tomo, cuando Tokumaru aún juega al béisbol y tiene el pelo corto.

     En la historia Tokumaru y Hasune van a un Love Hotel para poder hacer el amor tranquilamente, y Hasune quiere que su chico por una vez se muestre sexy en la cama, así que propone hacer algo diferente. Pero con lo bruto que es Tokumaru, conseguirlo es todo un reto...


     EDICIÓN EEUU

     La ya extinta editorial Blu (sello de Tokyopop dedicado a la publicación de mangas de temática BL) fue la encargada de publicar Tea for Two en Estados Unidos. Los cuatro tomos de los que consta la serie están publicados en sentido de lectura original, con papel grisáceo y grueso, de buena calidad, onomatopeyas traducidas en pequeño al lado de los caracteres japoneses, e ilustraciones a color en el primer y último tomos. También ha sido publicada en Alemania por la editorial Carlsen con el título Teatime Lovin'.

     Las cuatro portadas son las siguientes:


     PERSONAJES

Madoka Tokumaru

Un adolescente con mucha energía y poco control; tan poco que siempre está rompiendo cosas por casa hasta que su hermana le apunta al club de la ceremonia del té para que se calme. Tokumaru es muy buen deportista pero mal estudiante, no tiene pensado ir a la universidad y aunque ya se está acercando la graduación no tiene ni idea de qué va a hacer en el futuro. Hasune es el primer chico por el que se siente atraído, pero no sabe expresar muy bien sus sentimientos hacia él.

Kazuma Hasune

El presidente del club de la ceremonia del té y heredero de su familia, que lleva generaciones trabajando en ello. Hasune es en apariencia un chico muy adulto y maduro para su edad, pero en el fondo no es más que un adolescente normal y corriente, y Tokumaru siempre saca ese lado más inmaduro. Toda su vida ha tenido su camino marcado para él y aunque ama la ceremonia del té se pregunta si la vida no será algo más.


Keigo Shimura

Un buen amigo de la familia de Hasune, trabaja en el negocio familiar, una pastelería que es la principal proveedora de la ceremonia del té en casa de los Hasune. Keigo es muy extrovertido y cariñoso, algo que siempre sorprende a la gente que no le conoce. Desde el instituto está enamorado de su mejor amigo Mizuki, al que alimenta y cuida porque este es un desastre y siempre se olvida de cosas tan básicas como comer.


Mizuki Tokiwa

El mejor amigo de Keigo, es un año mayor y se conocen desde el instituto. Mizuki trabaja en casa como ilustrador de novelas eróticas, siempre va en kimono y si no fuera por Keigo ni se acordaría de comer. Generalmente sale con mujeres más mayores que él y adineradas para que le mantengan, pero ahora que se gana bien la vida ya no tiene tanta necesidad de ello. Quiere mucho a Keigo, ¿pero le quiere de la forma que a este le gustaría?


Nagomi Tokumaru

La hermana pequeña de Tokumaru, siempre han estado muy unidos. Nagomi no se toma muy bien al principio el que su hermano esté saliendo con Hasune pero en cuanto se calma se da cuenta de que si su hermano es feliz ella también lo es. Pertenece al club de karate y tiene todas sus energías puestas en ganar a su mayor rival, ni más ni menos que Kotoko, la hermana de Hasune.


Goh Funato

Un buen amigo de Tokumaru, es un año mayor que él pero ahora van a la misma clase. Goh se fue a vivir un año a un país del tercer mundo donde se casó y tuvo dos hijos gemelos. Su objetivo ahora es graduarse, licenciarse en construcción, y ahorrar todo el dinero posible para volver con su familia. También sabe de la relación de Tokumaru y Hasune y le cuesta un poco entenderlo, pero en todo momento se muestra comprensivo con su amigo.


Shunpei Oyama

Un niño que practica karate en el dojo en el que trabajan Tokumaru y Goh. Quiere ser policía de mayor. Sus padres quieren que deje el karate y se concentre en los estudios, pero Shunpei está decidido a seguir practicando. Admira mucho a Tokumaru y aspira a ser como él, al menos al principio, ya que con el tiempo se da cuenta de que lo que siente por Tokumaru es algo más que admiración.


Naohisa Shimizu

Todo el mundo le llama Nao-san. Es el tío de Goh y el dueño del dojo en el que trabaja Tokumaru; enseñó karate tanto a él como a Nagomi desde bien pequeñitos. Nao-san es muy bueno con los niños y todos le quieren mucho, es bromista y cercano pero también es un jugador empedernido, cartas, carreras de caballo, lo que sea, le encanta apostar. Nao-san es una figura clave en la decisión de Tokumaru sobre a qué quiere dedicarse en el futuro.


Kotoko Hasune

Es la hermana pequeña de Hasune. Kotoko practica el karate, es elegante, sofisticada y estoica, y todas las chicas la admiran mucho. Pero en realidad Kotoko es una chica que adora con toda su alma las cosas monas y adorables, entre ellas Nagomi. Le encantaría ser amiga suya pero tiene el problema de que es incapaz de expresar lo que siente de la manera correcta y todo lo que dice siempre acaba sonando de forma muy diferente.


Kaga-san

El ex-novio de Hasune, era un estudiante de la ceremonia del té y llegó a vivir en su casa durante una temporada. Ahora trabaja como asesor para diferentes teterías y casas de té. Es refinado y culto, todo lo contrario que Tokumaru, pero aunque a priori pegara más con Hasune la verdad es que no fue una buena relación y la ruptura fue bastante dolorosa para Hasune. Le gustan los chicos jovencitos.


     CONEXIÓN CON YUME MUSUBI, KOI MUSUBI

     Yume Musubi, Koi Musubi (publicada en inglés con el título de Bond of Dreams, Bond of Love) es la siguiente serie de varios tomos de la autora, y podría considerarse un spin-off de Koi Cha. El protagonista del manga es Ao, un adolescente de diecisiete años que ha practicado karate, presumiblemente en el dojo de Nao-san, desde que era pequeño. Su mejor amigo es ni más ni menos que Shunpei, bastante más crecidito de lo que lo vemos aquí, a quien el protagonista confiesa el haber empezado a sentir algo por un hombre. Shunpei se siente culpable porque piensa que a lo mejor influyó de alguna manera a su amigo cuando le explicó que su primer amor fue un chico y que por eso está ahora tan confuso.

     Shunpei tiene un papel importante en Yume Musubi, Koi Musubi, pero no llega a tener ninguna trama amorosa propia. Viendo que a la autora le encanta este universo, quién sabe si algún día tendrá su propio manga en el que encontrará por fin el amor.

Shunpei en Koi Cha no Osahou
Shunpei en Yume Musubi, Koi Musubi

     VALORACIÓN

     Tea for Two es el primer manga largo de Yaya Sakuragi, que como muchas había empezado con historias cortas y tomos únicos que ya habían empezado a hacerla famosa (Calorie, por ejemplo, que es estupendo). De hecho le cuesta un poquito encontrar su camino porque se nota que la historia fue concebida como un one-shot que se fue expandiendo más tarde, y hasta el segundo tomo o así no acaba de coger el ritmo, pero cuando lo coge, lo coge. Y a día de hoy sigue siendo de mis mangas BL favoritos.

     Yaya Sakuragi es una mangaka que me encanta porque siempre sabe darle un toque único a sus historias. Koi Cha es un romance de instituto mil veces visto, pero la autora siempre sabe imprimirle un toque personal a la trama y mucha personalidad a sus personajes, que no suelen adscribirse a los roles típicos de seme y uke (aunque también hay que decir que, afortunadamente, en los últimos años cada vez menos autoras lo hacen).

     La historia, como digo, no es nada del otro mundo. Dos chicos de lo más opuestos se conocen, se sienten atraídos y empiezan a salir juntos. ¿Puede funcionar una relación en la que los dos son tan diferentes? Tokumaru es enérgico, deportista, no le interesan nada los estudios, va sin muchas preocupaciones en la vida y cosas como los sentimientos le importan más bien poco. Hasune es maduro, responsable, trabaja muy duro y se toma su relación con Tokumaru muy en serio, tanto que hasta empieza a cuestionarse si el camino que le han marcado desde que nació es el que debería seguir o no. Pero de alguna manera van consiguiendo que funcione, y el manga explora esta relación hasta que llega la graduación del instituto.

     Durante Koi Cha tanto Tokumaru como Hasune se preocuparán no solo de su relación amorosa, sino también del futuro que les espera, un futuro en el que tampoco parece estar tan claro que puedan estar juntos. Primero, porque a Hasune le espera un cargo muy importante dentro de su herencia familiar (si es que decide seguir ese camino finalmente), y segundo, porque Tokumaru no sabe qué va a hacer y eso pone a los dos en sitios muy distintos en la vida. Y eso sin tener en cuenta la total y absoluta incapacidad de Tokumaru para decirle a Hasune lo que siente. A menudo las acciones valen más que mil palabras, pero cuando tu pareja no te dice nunca que le gustas o que te quiere ni quiere celebrar días importantes a solas contigo ni se pone celoso cuando aparece un ex... Es normal que las inseguridades aparezcan.

     Sakuragi hace un gran trabajo perfilando la relación entre estos dos chicos, una relación que va evolucionando desde el principio, pasando de ser una relación tentativa porque ninguno de los dos sabe muy bien hacia dónde va, hasta ir convirtiéndose en algo mucho más serio por parte de los dos. Ambos chicos van creciendo dentro de la relación, Hasune porque va descubriéndose a sí mismo ya que al tener algo que quiere más que su carrera profesional por fin se pregunta si quiere hacer algo más, y comportándose como el adolescente impetuoso y rebelede que es en vez de ser un adulto 24/7; Tokumaru porque estando con Hasune se da cuenta de que elegir un camino de futuro es algo que va a tener que hacer más temprano que tarde, y también aprende que preocuparse por lo que siente y quiere tu pareja es algo muy importante en una relación.

     El manga también cuenta con personajes secundarios muy interesantes como Goh, que a su corta edad ya es un padre de familia y es un gran apoyo moral para Tokumaru, y el pequeño Shunpei, que no sabe cómo hacerles entender a sus padres que el karate es algo muy importante para él y no quiere dejarlo, y que ya empieza a sentir la confusión de un primer amor no correspondido por alguien ya no solo mayor, sino además del mismo sexo. Espero que algún día Sakuragi se anime a contar la historia de Shunpei si decide continuar en el universo que empezaron Tokumaru y Hasune.

     Por supuesto tampoco podemos olvidarnos de Keigo y Mizuki, la otra pareja del manga, que no tienen un desarrollo tan importante como la pareja principal pero que también tienen un romance muy interesante.

     La autora deja Tea for Two en un punto -la graduación del instituto- en el que es el propio lector quien debe imaginarse si un futuro juntos, especialmente después de la universidad, es posible para esta pareja (lo cual me parece una pena porque creo que un par de tomos más le hubieran venido genial a la historia). A Sakuragi le gustan los finales felices y a mí también así que yo, personalmente, apuesto porque Tokumaru y Hasune siguen estando juntos a día de hoy y lo seguirán estando durante toda su vida adulta. Si habéis leído las obras posteriores de Sakuragi y os han gustado, no dudéis en leer también Koi Cha. Y si todavía no conocéis a la autora, no esperéis más y empezad por el principio: todos sus mangas valen la pena y este sigue siendo de los mejores.

     LA AUTORA

     Yaya Sakuragi nació un 6 de julio y su tipo de sangre es A. No se saben muchos más detalles personales de ella.

     Su debut fue en 1998 con la historia corta Ouji-sama no Renai Jijou, dentro de la editorial Shoubunkan. Koi Cha no Osahou fue su primer manga largo, alcanzando los cuatro tomos, y su primera serialización en la revista Asuka Ciel de la editorial Kadokawa, editorial con la que colabora habitualmente (también trabaja con otras editoriales como Tokuma Shoten o Libre) y que eventualmente reeditó sus tomos únicos más antiguos, Plus 20 cm no Kyori y Calorie. Yume Musubi, Koi Musubi, su siguiente serie larga, es un spin-off de Koi Cha mientras que su siguiente trabajo, Himegoto Asobi, es a su vez un spin-off de Yume.

     Además de dibujando manga la autora trabaja frecuentemente ilustrando light novels.

     Su página web personal es esta y su twitter este.